Photosport

Hace 5 meses

| | | | |

La columna azul: “Un Conejo místico, color Mora”

Por Gonzalo Miranda 20 marzo 2017

¡Listo, estamos en la pelea! Lo que parecía imposible tras las tres primeras fechas, el pasado domingo se volvió una realidad.

Centraré estas frases la ilusión y el cambio que ha demostrado presentar el equipo de Ángel Guillermo Hoyos. Primero, es innegable el hecho de que pensemos en el título del Clausura. Es cierto, falta aún en el tono futbolístico, pero ante Unión vimos algo que se había extraviado: la mística.

Personalmente, siento que la “U” no jugaba con esos huevos desde hace muchos meses. Estarán de acuerdo conmigo o no, pero anoche, mientras miraba el partido escribía sobre los cambios que ha provocado Hoyos en el plantel y en gran parte de los que llevamos la “U” en el pecho con orgullo. Meses llevaba sin gritarle a la TV por enojos. Meses llevaba sin grita un gol con tanta fuerza (el de Ubilla). Meses llevaba sin sentir la presión de que se nos estaban arrancando tres puntos que eran claves… Meses sin sentir esa pasión del plantel por dejar la vida en la cancha a toda costa.

La mística de la “U” es única en Chile y ante Unión la reflejó un “conejo perdido”: Sebastián Ubilla. El ariete ingresó por un inexistente Mario Briceño, que le agradezco su empeño, pero no da el ancho para la “U”. Corrió hasta que se aburrió, acertó en casi todos los pases, y consolidó en el minuto final lo que significaba el 1-0 de Felipe Mora, otro intratable adelante.

Lo de Ubilla me alegró de sobremanera. Tuve la “desgracia” estar ahí cuando la doble fractura expuesta que sufrió, casi le tranca su carrera. Sé de primera fuente cuanto le costó retomar su nivel y ponerse a punto para calzarse una vez más la “U”. No sé si será hincha de la “gloriosa”, lo más seguro es que no por su pasado en Santiago Wanderers, pero lo que sí sé, es que es innegable si profesionalismo y ganas de brilla en un equipo al que le faltaba esa “mística” y que el conejo supo reflejar.

¿Seremos campeones? No lo sé. El “Superclásico” ante Colo Colo creo que será la vara final para medir a este equipo. Por el momento hay que estar contentos: tenemos un conejo resucitado, un intratable Felipe Mora, un equipo que salvo pequeñas circunstancias está funcionando de maravilla, pero por sobre todo y en especial en el partido ante Unión, recuperamos algo que Beccacece y Castañeda se habían encargado de mutilar: la “mística”, es que dice que llevar la U en el pecho, no es para cualquiera.

¡Salud camaradas!

Noticias Relacionadas

Comentarios